×

Warning

JUser: :_load: Unable to load user with ID: 366
LA TECNOLOGIA QUE HACE MEJOR LA EDUCACION
La multinacional Xerox logró en solo seis semanas digitalizar y analizar los más de 20 millones de exámenes realizados por 890.000 alumnos de más de 5.000 colegios de todo de Chile en la última Simce.
La educación es un valor indiscutible de nuestra sociedad. Pero para poder entregar los mejores estándares a los alumnos es necesario un proceso constante de mejora y adaptación. Cada año en Chile se realiza el proceso  conocido [RA1] como Simce. Creado en 1988, a partir de 2012 pasó a ser el sistema de evaluación que la Agencia de Calidad de la Educación utiliza para evaluar los resultados de aprendizaje de los establecimientos, evaluando el logro de los contenidos y habilidades del currículo vigente, en diferentes asignaturas o áreas de aprendizaje, a través de una medición que se aplica a todos los estudiantes del país que cursan los niveles evaluados. Es decir, el examen que año a año y curso a curso diagnóstica el estado de salud de la educación en Chile.

Plantear el examen puede ser relativamente sencillo, contestarlo (bien) quizá no tanto, pero lo que sin duda no resulta nada simple es su digitalización y análisis. En concreto, hablamos de 21 millones de documentos (unos 400 millones de caracteres) desarrollados por cerca de 900.000 alumnos de unos 5.000 colegios a lo largo del país. Cifras que dan cuenta de la vorágine que cada año se crea durante las seis semanas que transcurren entre que se realizan las pruebas y se publican los resultados.
Como es lógico, este arduo proceso sólo es posible de llevar a buen puerto con la ayuda de tecnología. De esta forma, a través de una licitación pública, Xerox se adjudicó por quinta vez consecutiva, el proceso de captura y estructuración del Simce del año pasado para los niveles de cuarto y octavo básico. “Elegimos a Xerox porque presentaron su información de manera oportuna, además de ser la empresa mejor evaluada técnica y financieramente”, según señala Cristián O’Ryan, Jefe Información de la Agencia de Calidad de la Educación.

“La Agencia de Calidad de la Educación necesitaba un proveedor que respondiera en niveles de seguridad y rapidez para capturar y procesar información clave que se utiliza en la formulación de estrategias de enseñanza orientadas a mejorar la educación”, añade César Orrego, gerente de Servicios Profesionales de Xerox de Chile.

Comenzó así una nueva alianza público-privada en la que Xerox, según explica Orrego, “implementó un proceso productivo que cuenta con el método, la tecnología y el capital humano necesarios para asegurar la calidad, protección de datos y respaldo de la creciente cantidad de información procesada”.

Pero, ¿cómo logró Xerox terminar exitosamente esta empresa? El ejecutivo de la multinacional desgrana que la compañía contaba antes de empezar con una ventaja en forma de experiencia adquirida dado que han sido adjudicatarios de licitaciones del Simce desde 2009 cuando presentaron “un proyecto tecnológico robusto, indicando claramente cómo se realizaría el trabajo y demostrándolo en terreno”, que además contaba con un “precio muy competitivo”. Gracias a ese bagaje, Xerox no dudó en esta ocasión en implementar una combinación de soluciones de hardware y software para conseguir el objetivo en los plazos marcados.

Más concretamente, en relación al hardware, se dispusieron “dispositivos que hacen el proceso de conversión de los documentos impresos a digital, scanner de producción de alto rendimiento, y otros dispositivos de captura, estaciones de trabajo y servidores en un data center dedicado”. Sumado a esto, la compañía cuenta en su datacenter con más de 20 servidores y con bases de datos clusterizadas para la redundancia y respaldo de los datos.

En cuanto al software, Orrego indica que la compañía cuenta con una plataforma denominada XPIM, que permite “orquestar los procesos de digitalización masiva, su control y seguimiento en una forma inteligente y centralizada”. “A XPIM le agregamos desarrollos locales propios de la exigencia del proceso Simce, obteniendo de esta manera una plataforma precisa y robusta para el control del proceso y aplicaciones que nos permiten cumplir con los requerimientos que el cliente exigía”, añade el ejecutivo.

Pero toda la tecnología del mundo no podría evitar la necesidad de reclutar a un nutrido grupo de profesionales para acompañar la exigente tarea a realizar. Y, como es lógico, un gran ‘cuartel general’ donde trabajar y manejar con seguridad tal cantidad de documentación. De esta manera, Xerox creó el llamado ‘Site’, un centro de operaciones para el proceso de captura y estructuración de datos en el que una nómina de 200 personas trabajó por turnos las 24 horas al día, 7 días a la semana. “La fase de preparación del proyecto comprende la capacitación al personal, tanto visual y física en las instalaciones del ‘Site’. También, está la preparación del material, en dónde se revisa junto al cliente los formularios y se adecua el método de procesamiento de los datos para entregar el producto de la forma que ellos lo requieren” asevera Orrego, consciente de que este laborioso proceso previo “ayuda a solucionar eventualidades de forma inmediata una vez estemos en producción”.

Junto a esto, está el tema de la seguridad. “Nuestro centro está contenido dentro de una estructura mayor que cuenta con un estricto control de acceso, donde solo pueden entrar las personas que están identificadas. Además, contamos con cámaras de vigilancia que monitorean el perímetro, cámaras al interior del ‘Site’ y cámaras que vigilan las distintas etapas del procesamiento”, explica.
 
Una vez que la tecnología, el equipo humano y el centro de operaciones estaban preparados, comenzó el trabajo propiamente dicho. El reto a superar no era otro que el tiempo, aunque desde la compañía indican que “es un desafío que hemos sorteado siempre con buenos resultados”. No obstante en 2014 los plazos entre adjudicación e inicio de producción se redujeron por lo que fue necesario adaptarse a “este nuevo escenario” de solo seis semanas de plazo. “Anteriormente los plazos habían sido mayores, por lo que el stress de las capacitaciones y pruebas fue mayor que en otros años”, recuerda el Gerente de Servicios Profesionales de la multinacional. Pero el tiempo no fue impedimento para lograr los objetivos previstos.

En seis semanas se procesaron todos los documentos recibidos y se entregó la información requerida con una tasa de error menor a la esperada por el cliente. De acuerdo con Cristián O’Ryan, “la tecnología y el servicio brindado por Xerox nos permitieron obtener la información necesaria para avanzar en el mejoramiento de la educación. La compañía nos ha brindado un servicio bien ejecutado y confiable que nos ha permitido cumplir con nuestra labor”.

Una valoración positiva que también hacen desde la propia compañía: “El resultado del servicio se plasma en la entrega de datos e imágenes en un plazo óptimo, los que son utilizados en importantes decisiones para mejorar la calidad de la educación del país”. Orrego tiene claro, además, que “siguiendo nuestro espíritu de mejora continua, tenemos como tarea la de optimizar, año tras año, tanto la calidad de la información como el tiempo de entrega”.

“Todo este esfuerzo lo realizamos  por nuestro compromiso con el cliente y la relevancia a nivel país que consideramos  tiene este proyecto”, añade, para destacar “el control al detalle” que se ha logrado y que permite “saber dónde está cada caja, cada documento, en qué etapa del proceso se encuentra y en cuál línea de producción”. “Hemos implementado un control exacto de lo que está pasando”, resume en ejecutivo.

Después de seis semanas de duro trabajo, los resultados del Simce están listos. Estos datos entregan información de los Estándares de Aprendizaje logrados por los estudiantes en los diferentes niveles de enseñanza, y complementan el análisis que realiza cada establecimiento a partir de sus propias evaluaciones, ya que sitúan los logros de alumnos en un contexto nacional. De este modo, aportan información clave para que cada comunidad educativa reflexione sobre los aprendizajes alcanzados por sus estudiantes e identifique desafíos y fortalezas que contribuyan a la elaboración o reformulación de estrategias de enseñanza orientadas a mejorar los aprendizajes.

“Estamos satisfechos con el desempeño de Xerox, ya que la entrega de la información ha sido perfecta y pretendemos proyectar estos resultados. Este buen trabajo se debe al respaldo y la confianza que entrega todo el equipo a cargo de este ambicioso proyecto que ha digitalizado más de seis millones de pruebas, cifra que crecerá en los próximos años”, apostilla O’Ryan.

Read 11757 times Last modified on Friday, 07 October 2016 17:50
Tagged under

Email This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

REVISTA I+T

Dirigido a personas con necesidades de informarse en soluciones y tendencias IT, Enfocada en entrevistas y contenido de interés. Perfil lector de alto impacto.

Galerías

Top